Estás en:

Quién soy i por qué escribo

Sílvia Alcàntara i Ribolleda

Nací en Puig-reig –El Berguedà– un domingo de Carnaval de 1944. Sé que era carnaval porque como de pequeña me gustaba mucho disfrazarme mi madrina siempre me decía: se nota que naciste en carnaval!

Justo había cumplido seis meses cuando mis padres se trasladaron a una colonia textil donde les ofrecieron trabajo, vivienda, guardería para los hijos y un pequeño terreno para conrear.

Era una buena oferta, si tenemos en cuenta que aquí en nuestro país vivíamos en una dictadura con miseria, racionamiento y estraperlo. Y en el resto de Europa se sufría la guerra más sangrante del siglo XX.

Y, a pesar de todo, de aquellos años no recuerdo quejas ni malas caras por parte de los padres, sino todo lo contrario; respiraban agradecimiento por todos lados. El paternalismo inculcado por los dueños de las fábricas ya había arraigado y la mayoría de habitantes de las colonias lo creían de buena fe, hasta el punto que aceptaban el control sobre la educación de los niños. El lema era sobrevivir aunque el precio fuera empeñar la libertad y el futuro de los hijos. Y nosotros, los hijos, vivíamos felices; con la simplicidad del niño que ignora todo lo que ese control representaba.

No es hasta al cabo de muchos años cuando, una vez desaparecidas las colonias y la dictadura, con la perspectiva del tiempo, te das cuenta de todo lo que te quitaron; por parte de los dueños, la posibilidad de estudiar. Por parte de la dictadura, la de poder aprender tu propia lengua.

Hasta mediados de los ochenta –yo ya había cumplido los cuarenta– no tuve la oportunidad de aprender catalán. Pienso que es por este motivo que hasta ese momento nunca me había planteado ser escritora. Cuando tuve las herramientas que me permitían desarrollar las ideas en mi lengua –la lengua en la que pensaba y sentía, la de los padres y abuelos, la de casa de toda la vida–, se me abrió un mundo en el que ni siquiera había soñado.

El paso siguiente fue aprender las técnicas de escritura. Y aquí me encontré ya con el segundo gran descubrimiento.

Por qué escribo? Muchas veces me lo he preguntado. Y seguramente debe existir más de una respuesta. Pero a mi, ahora mismo, solo se me ocurre una: lo hago por necesidad.

Una necesidad que te despierta las ganas de saber, de aprender. Una necesidad que te conduce por el camino de escucharte por dentro. Y cuando lo haces, descubres en ello un deseo de comunicarte, de compartir lo que piensas, lo que sientes, lo que imaginas.

Recuerdo como fue de fascinante descubrir que podías convertir una idea en una historia. Que la historia, una vez vestida con personajes creíbles, se iba desarrollando hasta llegar a un desenlace.

No quiero decir con ello que sea fácil, pero conocer la lengua en la que quieres escribir, por un lado, y las técnicas aprendidas, por otro, acompañado de esta necesidad de la que hablaba, puede ser la mezcla adecuada para llegar a buen puerto.

No hay nada tan simple y tan complejo a la vez. Y es que en realidad todo se incluye en un punto concreto: el de los sentimientos. Todo surge a partir de la emoción.

Pero si hay algo de imprescindible para escribir, es la lectura. La lectura es un acto creativo, como la escritura. Las palabras leídas son el disparo de salida para la elaboración de una idea, en definitiva, de la creación. Se ha dicho, y lo creo de verdad, que la lectura es el alimento del escritor.

Desde los inicios de mi aventura literaria ya tenía en mente explicar la historia de la gente que había vivido en las colonias. Por una simple razón: yo formaba parte de ese colectivo. Era una más de las personas que vivieron en aquel lugar y en una época determinada –aunque cuando me decidí a escribirla, desconocía que este tema no se había tocado, al menos en la ficción.

Pero sí era consciente de que las colonias tal como habían sido concebidas ya no existían, y de que si no lo contábamos las personas que lo habíamos vivido podía quedar en el olvido.
Sigue leyendo...

Palabras clave de esta autora

Si quieres citar esta página...

Actualidad literaria sobre Sílvia Alcàntara en lletrA, el espacio virtual de literatura catalana de la Universitat Oberta de Cataluña

<http://lletra.uoc.edu/es/autora/silvia-alcantara>

 
   
argus, els millors continguts literaris a internet
Viquilletra